Diariolamuynegra

Para que puedas ver lo que otros no te quieren mostrar

Villarruel, a la CGT: «Es un Gobierno de cuatro días, espero sean prudentes»

Tras el duro comunicado de la central obrera difundido este miércoles, la vicepresidenta de la Nación sostuvo que «no hace falta empezar con un grado de agresión o conflictividad social».

La vicepresidenta Victoria Villarruel salió a responder a la advertencia de la CGT, que tras las medidas del ministro de Economía, Luis Caputo, dijo que no se quedará “con los brazos cruzados” ante los efectos que el plan tenga sobre los trabajadores y les pidió ser «prudentes».

“Es un Gobierno de cuatro días, así que espero que la CGT sea lo suficientemente prudentes como para esperar que se tomen las medidas y, además, no adelantarse. No hace falta empezar con un grado de agresión o conflictividad social sobre algo que todavía no se especificó en los hechos”, afirmó Villarruel en declaraciones a los medios en la Casa Rosada, en donde participó de la reunión de Gabinete que encabezó el presidente Javier Milei.

Ayer, en una reunión convocada de urgencia, la CGT consideró que “el ajuste de Milei castiga al pueblo y no a la casta” y que las medidas anunciadas por Luis Caputo “generarán una fuerte aceleración del proceso inflacionario que dinamitará el poder adquisitivo de los salarios de los trabajadores”, por lo que reclamó al Gobierno “una convocatoria al dialogo” porque “sigue siendo nuestra vocación contribuir a la gobernabilidad”, pero advirtió que “no se va a quedar de brazos cruzados”.

La mesa chica cegetista, ampliada a otros sindicatos, analizó en la sede de la UOCRA los anuncios económicos y su diagnóstico, expresado en un comunicado de prensa, fue muy duro contra el rumbo elegido por el flamante gobierno: “De acuerdo a lo pronosticado por las propias autoridades económicas del actual Gobierno, las medidas anunciadas ubicarán el índice inflacionario mensual entre un 20 y un 30%, al menos por el próximo cuatrimestre, situación que, de no ser acompañada por una política de ingresos ejercida a través del libre ejercicio de las negociaciones paritarias y de políticas activas compensatorias, pondrá a millones de argentinos y argentinas en una situación socioeconómica desesperante, sin garantías de poder acceder a sus necesidades básicas”, afirmó.

Además, Villarruel justificó las medidas anunciadas por Caputo al advertir que se está «arrastrando una herencia sumamente dura» y señaló que son «20 años de una situación profundamente difícil para el pueblo argentino».

«Magia no podemos hacer en cuatro días», dijo Villarruel en declaraciones a la prensa en la Casa Rosada.

Y en esa línea agregó: «Estamos arrastrando una herencia sumamente dura y es lo usual para cualquier gobierno que recibe una herencia como la que estamos recibiendo nosotros, que son 16 años de desmadre, así que es lógico que eso impacte y los cuatro años del macrismo«.