Diariolamuynegra

Para que puedas ver lo que otros no te quieren mostrar

Unión por la Patria: interna inevitable y patrullas perdidas

Al menos dos fórmulas presidenciales se enfrentarán en la alianza oficialista. En Pilar, por ahora no aparecen competidores para Achával. Pero el escenario está abierto

El tenso cierre de las alianzas, el último miércoles, agregó más incertidumbres a las que ya había en Unión por la Patria (UP), la nueva identidad que adoptó el oficialismo, deseoso de enterrar la etapa del Frente de Todos.

Ahora que la interna para definir la fórmula presidencial aparece como inevitable, se abre el escenario en los distritos. ¿Podrán Daniel Scioli y, eventualmente, el resto de los precandidatos que quieran enfrentar al todavía indefinido postulante del kirchnerismo-massimo armar listas en todos los distritos de la provincia de Buenos Aires? La pregunta no tiene una única respuesta.

Todo hace prever que el reglamento de UP no permitirá que los intendentes puedan ir colgados de distintas listas presidenciales. La famosa estrategia de la Y parece descartada.

Los negociadores nacionales del sciolismo aseguran que tienen precandidatos para los 135 distritos bonaerenses. ¿Y en Pilar? Hasta ahora nadie sabe, aunque esperan que aparezcan las “patrullas perdidas”, aquellos sciolistas que surfearon la ola naranja en el 2015 y que no forman parte hoy del entramado que responde al intendente Federico Achával. Son pocos y sin mayor relevancia, pero que los hay los hay.

“Por ahora no apareció nadie y no se ve a nadie visible, pero calculo que en estos 10 días alguna patrulla perdida va a aparecer. Siempre algún trasnochado hay”, le respondió a El Diario un armador del achavalismo.

La fuente coincidió, asimismo, en que la estrategia de compartir boletas, aunque más no sea para evitar el desgaste sin rédito de una interna local, aparece lejano. “Acá nunca se puede dar nada por descartado hasta el 24 a las 12 pero pareciera que la indicación que no se comparte y se va a fondo con los Unidos por la Patria”, dijo.

Otros dos dirigentes a los que consultó El Diario, referentes de distintos sectores de la alianza, pero ambos contenidos dentro del achavalismo, coincidieron en la posible aparición de un candidato interno. Uno, incluso, aventuró nombres entre la dirigencia clase B del peronismo local. En todo caso, ambos le restaron importancia a la movida.

Sin foto

Un dato sirve para graficar el desierto que se extiende en el peronismo local más allá de los límites del achavalismo. La semana pasada, el presidente Alberto Fernández llegó a Pilar junto a Scioli. La excusa fue la recorrida por una empresa que exporta lavarropas a Brasil, pero de paso sirvió de termómetro a la vocación presidencial del embajador en ese país.

Nadie. Ni un solo dirigente local, relevante o ignoto, se acercó a Fátima a buscar la foto con el presidenciable.

La visita coincidió con el lanzamiento oficial de la candidatura a la reelección de Achával, que no participó del encuentro. Al día siguiente, el concejal José Molina -último precandidato a la intendencia por el sciolismo en la espinosa interna del 2015- compartió en las redes un video en el que se lo ve haciendo campaña por Achával. Tal vez, una forma de decir “no cuenten conmigo”.

Sin embargo, la posibilidad de que Achával tenga que validar su candidatura en una interna -más allá de la relevancia de sus eventuales rivales- aparece cada vez más cercana a 10 días del cierre de las listas.

Últimos intentos: Daniel Scioli defendió las PASO y aseguró que hay intendentes de la provincia que quieren llevar su boleta además de la oficialista en la interna de Unidos por la Patria, una posibilidad que hoy parece lejana.

“Algunos intendentes me manifestaron que quieren estar con las dos listas porque también, en mi caso, he gobernado la provincia 8 años y tuve resultados contundentes en cada elección”, lanzó Scioli en una entrevista radial.

“Cuanto más amplitud haya, mejor. El partido tomará la decisión que sea mejor. Si es que un intendente puede llevar dos candidatos a presidente o llevar uno”, sostuvo, yagregó: “Yo no pido a nadie que me lleve a mí solo”.