Alberto, Kicillof y Mayra acuerdan obras de urbanización para la Villa Azul

Lo conversaron en La Plata. La intendenta calificó al barrio como uno de los lugares “más injustos” del país.

Alberto Fernández y Axel Kicillof acordaron este martes junto la intendenta de Quilmes, Mayra Mendoza, trabajar en pos de mejorar la urbanización de Villa Azul, el barrio donde se busca contener un foco de contagios de coronavirus.

El Presidente destacó las desigualdades en una villa que se extiende sobre el límite entre Quilmes y Avellaneda. Explicó que del lado de Avellaneda se lograron condiciones dignas, con mejores viviendas y calles, centros deportivos, escuelas, espacios para el esparcimiento. Pero del lado de Quilmes ese desarrollo no se hizo.

“Cuando testeamos en el barrio que se construyó con condiciones de vida digna el contagio es infinitamente menor que cuando testeamos en la zona más débil (del lado de Quilmes)”, dijo Fernández.

Fuerte cruce en el oficialismo por Villa Azul: “construyen guetos de pobres”

Este martes -con un operativo de más de 300 personas- se inició el quinto día de entrevistas a los residentes de ese barrio donde se confirmaron 92 casos de coronavirus y se esperan los resultados de más de 100 estudios realizados a personas con síntomas de la enfermedad.

A primera hora de la mañana, médicos, enfermeros y voluntarios comenzaron con la visita “casa por casa” para detectar personas con síntomas de covid-19, a quienes les realizan un hisopado para confirmar o descartar la presencia de la enfermedad.

El barrio Villa Azul se encuentra en estricto aislamiento. Este martes amaneció con una fuerte presencia policial y de profesionales de la salud, donde las casas permanecían con las ventanas o cortinas cerradas.

Mendoza calificó a la villa como “uno de los lugares más injustos de la Argentina” y responsabilizó por eso a “la desidia de muchos años de abandono”.

Tras sumar otros 32 casos, ordenan el aislamiento total de Villa Azul 

Ese “cerco sanitario” provocó un fuerte cruce dentro del oficialismo. Daniel Menéndez, subsecretario en el ministerio de Desarrollo Social y referente de Barrios de Pie, criticó al gobierno provincial por armar un “gueto de pobres”, al tiempo que le pidió menos presencia de las fuerzas de seguridad.

Ese aislamiento generó preocupación y cierto descontento en la villa que se quejan por no poder trabajar o adquirir alimentos, mientras que otro grupo de habitantes se mostró preocupado por el gran brote y contagio de la enfermedad.

Yo vivo con mi hijo de 8 años, mi esposa y mi padre. Trabajo en la Municipalidad de Avellaneda pero me dijeron que no puedo ir a trabajar”, aseguró a la agencia Télam Matías, que vive sobre la avenida Ramón Franco al 6500.

El ministro de Desarrollo de la Comunidad bonaerense, Andrés Larroque, dijo que es “lógico” que se genere “ansiedad” entre los habitantes del barrio y señaló que el Estado “va a resolver lo más rápido posible” las demandas de los vecinos, con el eje puesto en la distribución de alimentos y mercadería para que “llegue a todos los lugares”.

Según el censo realizado en barrios populares de la provincia de Buenos Aires en noviembre de 2018, en el Barrio Villa Azul viven 3.128 personas en 837 viviendas.

El municipio encaró un operativo de entrega de bolsones con alimentos y elementos de limpieza para abastecer ese barrio. Se les entrega a los vecinos un módulo por familia que tiene un peso de 31 kilos.

Compartir nota

Sea el primero en comentar en "Alberto, Kicillof y Mayra acuerdan obras de urbanización para la Villa Azul"

Deje un comentario