21 de diciembre, desde las 16 horas abra una navidad donde cada vecino, será una luz de esperanza

La realidad, después de colapsos en la economía, más una pandemia que en nuestro país, empezó por las clases sociales altas y termino fulminando a los que menos tienen, expone las desigualdades pre-existentes y afecta aún más a las personas que viven al margen de la protección social y del mercado laboral.
 
Es difícil sobrevivir en la actual situación económica, donde la vida, cada vez, es más compleja para los de abajo, «Si no podemos salir a trabajar, es imposible tener al final del día un plato de comida para nuestros hijos», palabras que expresa Liliana Pereira, presidenta del merendero Rincón de Luz, ubicado en presidente Perón 480 del Viso.
 
Germán Guaima organizador de Todos unidos por la comunidad, se acercó a esta redacción para dar detalles de un fuerte trabajo comunitario y solidario que realiza para varios comedores y merendero de esta localidad, así mismo, nos pudo contar, todo el esfuerzo realizado para llegar a familias que están en situación de vulnerabilidad social y riesgo alimentario.
 
Es sabido que el aislamiento obligatorio y necesario para combatir al covid-19 se volvió crítico en muchas zonas de la Argentina, no solamente en Pilar y que la asistencia a clubes, parroquias y comedores comunitarios, es una de las tantas vías necesarias para combatir el hambre y al hacinamiento en viviendas precarias.
 
Las familias que viven en pequeñas habitaciones, en conventillos, así como familias que alguna vez fueron catalogada de clase media, están sufriendo muchísimo, una realidad donde todo parece estar en terapia intensiva, mientras que una pandemia de clase mundial, arrebata vidas sin impórtale la clase social, color, posición ideológica o religiosa a la cual pertenezca.
 
Lo cierto, es que mientras se libra un combate por la vida, en lo más bajo de las trincheras, un grupos de hombres y mujeres entregan todo sus esfuerzo para que otros logren una simple alimentación que día a día, se transforma en lo más urgente cuando solo se trata de vivir.
 
No solo de pan vive el hombre.
 
Los niños esperan con ilusión la llegada de la Navidad y con ella, el paso de Papa Noel , los encargados de llevar adelante comedores comunitarios de nuestra ciudad como Rincón de luz o la ONG Todos unidos por la comunidad, no quisieron que ninguno se pierda esa noche de celebración.
 
el día 21 de diciembre de este mes a partir de 16 horas en el barrio Roció en del Viso en la calle Presidente Perón 480, se pondrá en marcha un evento donde todos pondrán un poco de si para que la navidad no pase desapercibida.
 
A partir de las 17 horas, se entregara presente a los niños de la mano de Papa Noel, que se consiguieron gracias al aporte de fundaciones y comercios.
 
Germán Guaima, de Todos unidos por la comunidad, «agradezco a todos los que ponen su esfuerzo y hacer posible el festejo de esta navidad, los niños, nunca deben perder la ilusión» nos dijo en un tono calmo pero lleno de compromiso.
«También quiero agradecer la presencia del concejal Muraco que se comprometió a la hora de darnos una mano. Significa mucho para nosotros, ya que enviamos carta de invitación y pedido de ayuda, a las principales autoridades de pilar y ninguna carta fue contestada.»
 
El Lunes 21 a partir de las 16 horas, será el turno de cientos de niños que asisten a los merenderos de esta comunidad. El evento, organizado por un grupo de vecinos comprometidos, busca una vez más, cumplir una labor solidaria y humanitaria, mientras que quienes tienen la responsabilidad de achicar la brecha de los que más tienen, con los que más necesitan, hacen la vista gorda, dejando a la comunidad librada a su propia suerte.
 
«Nuestro trabajo depende de la ayuda de la gente y de fundaciones comprometidas, porque desde donde deberíamos recibir el mayor de los esfuerzos, solo encontramos puertas cerradas» «Vemos que va a ser muy difícil este cierre de año. Porque cada vez se nos acercan más personas y no le podemos decir que no vengan», agregó un referente de los grupos organizadores del día 21.
 
Resalta que cada día, hay más comedores comunitarios y el apoyo provincial o municipal es cada vez más escaso, por lo que todo depende de la solidaridad de particulares y de quienes trabajan día a día en estos proyectos comunitarios.
 
El espíritu navideño se manifiesta con mayor intensidad en el pulso diario de hombres y mujeres que desinteresadamente equilibran la balanza con acciones solidarias.
 
Las festividades más importantes del cristianismo, están a punto de llegar, juntos con la mesa servida, los villancicos y las promesas de tiempos mejores por venir.
 
Pero mientras la abundancia se comparte en un sector de la sociedad, otro sector, olvidado, marginado por la estupidez humana, busca simplemente ser parte de un día festivo que debería estar al alcance de todos.
 
Es nuestra responsabilidad equilibrar la balanza, participando activamente, donando un poco de aquí y de allá, regalando sonrisas y esperanza, después de todo, hablar de navidad es hablar de vida y amor.
 
Es hora de que empecemos a entender y poner en práctica algo de eso.
 
 
Danos una mano 
Donaciones al 1155963944
acércate a la Prida 8155 del Viso
o a Presidente Perón 480
Compartir nota

Sea el primero en comentar en "21 de diciembre, desde las 16 horas abra una navidad donde cada vecino, será una luz de esperanza"

Deje un comentario